ADICCIONES: ¿QUÉ SON Y CÓMO TRATARLAS?

El campo de las adicciones ha ido expandiéndose con el paso del tiempo y con la aparición de nuevas tecnologías.  Existe la adicción a sustancias como el alcohol, tabaco, cannabis, cocaína, heroína, benzodiacepinas (o la mezcla de todas éstas), al juego, al deporte, a la comida, al uso de internet, a las compras, etc. Es un mundo con una puerta de entrada muy amplia pero para salir la persona puede encontrarse con muchas cerraduras y muchas veces se necesita ayuda para abrirlas.

¿Cuáles son sus posibles causas?  

Algunos expertos han barajado hipótesis en cuanto a:

  • Las alteraciones neuroquímicas en las que involucran sustancias como la dopamina (un neurotransmisor del cerebro relacionado con el sistema de recompensa, entre otras funciones).
  • Las predisposiciones biológicas y ambientales que producen vulnerabilidad para “engancharse”  a la sustancia o actividad.
  • La tolerancia a dicha sustancia o conducta, en la que cada vez se necesitará más para alcanzar esa sensación placentera que se conseguía antes con menos.

adicciones1

¿Qué es el síndrome de abstinencia?

La abstinencia es la alteración que sufre el cuerpo en privación de la sustancia o conducta a la que se es dependiente.  De aquí parte el malestar físico y también el emocional al no contar con el elemento adictivo, que en el caso del alcohol, puede ser incluso mortal.

¿Y cuándo no hay sustancias y, por tanto, la adicción no es física?
Hay adicciones que no necesitan de sustancias sino que se relacionan con otro tipo de elementos (juegos, redes sociales, sexo, deporte…). En estos casos el cuerpo no padecerá por la ausencia del consumo, pero la mente sí, porque la persona se acostumbra a ella, porque la ‘’necesita’’ por hábito y no por el malestar físico que se produce en su ausencia; cuando se produce dicha ausencia el malestar es psicológico.

adicciones2

¿Cuándo puedo considerar que tengo un problema?

Está claro que el problema se produce cuando la vida de la persona se ve afectada para poder conseguir aquello que el sujeto necesita desesperadamente, por lo que deja de lado sus obligaciones, a su familia, a su círculo social…, en detrimento de la calidad de vida con el objetivo principal de conseguir la sustancia o conducta deseada. Es una enfermedad, pero muchas veces cuesta verla como tal por la actitud del enfermo.

Las adicciones se asocian a otros problemas mentales como:

  • La ansiedad
  • Los trastornos del estado de ánimo
  • La psicosis
  • La esquizofrenia
  • Trastorno por déficit de atención
  • Hiperactividad
  • Rasgos o trastornos de personalidad de diferentes características.

En ese caso se habla de Patología Dual.

adicciones3

Se proponen 2 formas en las que se presenta este problema:

  • Personas con trastorno psiquiátrico que consumen sustancias para aliviar el malestar psicológico.
  • Personas que no presentan trastorno mental, pero que como consecuencia del consumo desarrollan problemas psiquiátricos.

Esto conlleva una discapacidad funcional y social. Supone una gran limitante la ausencia de insight o conciencia de enfermedad por la dificultad de comprensión o distorsión de la realidad, que impide que el paciente pueda reconocer la necesidad de cambio.

El inicio del camino para recuperarme

Si la persona ha reconocido un problema en la capacidad de controlar la conducta o el consumo, entonces está al inicio del camino para recuperarse. Para el problema de las adicciones existe tratamiento. La terapia debe ser específica para la sustancia o conducta y los cambios neuroquímicos que ésta podría producir y en la que contribuye en gran medida el apoyo familiar y social. Suele realizarse tratamiento psicoterapéutico asociado a tratamiento farmacológico según cuál sea la adicción (ludopatía, drogodependencias, ciberadicción, etc.).

adicciones4

¿Por qué fases puedo pasar?

Existe un modelo que representa el proceso hacia la abstinencia, de los autores Diclemente y Prochaska, quienes formularon el “Modelo Transteórico” que cuenta con 6 etapas:

  • Fase precontemplativa: se caracteriza por la negación del problema o conducta, por lo que no se ve la necesidad de cambio.
  • Fase contemplativa: se caracteriza por la ambivalencia entre los puntos a favor y en contra de continuar con la conducta adictiva.
  • Fase de preparación: es aquella en la que la persona realiza pequeños pasos para el cambio de la conducta perjudicial, como comentar que tiene un problema de adicción con familiares y amigos.
  • Fase de acción: no necesita más explicación, la persona ya ha realizado el cambio y debe fortalecer su compromiso hacia su recuperación aprendiendo nuevas estrategias.
  • Fase de mantenimiento: en la que la persona debe continuar el trabajo y mantenerse firme ante las posibles tentaciones.
  • Fase de recaída: puede interrumpir el proceso en cualquier parte del ciclo y, en ese caso, se empezará nuevamente desde la primera fase o desde la fase de preparación.

adicciones5

Podemos ayudarte
Cabe recalcar que el trabajo hacia la abstinencia consta de gran esfuerzo, de constancia y de compromiso, y es primordial mantener una motivación de cambio activa.
Si crees que podemos ayudarte en el camino hacia el cambio no dudes en contactar con nosotras…

Publicado en Blog.